lunes, 25 de marzo de 2013

ASFIXIA EROTICA



Las parafilias son desviaciones sexuales que se definen como patrones de conducta sexual en las que la fuente de placer no es a través del coito, sino de algún otro elemento relacionado con el acto sexual. Algunas de las más conocidas son el exhibicionismo, sadomasoquismo, voyerismo, fetichismo y la asfixia erótica.
 La asfixia erótica también conocida como hipoxifilia (amor a la falta de oxígeno) consiste en impedir la respiración de la pareja o la propia, mediante la obstrucción de la nariz y la boca, ya sea al cubrir la cabeza con bolsas de plástico o látex, o con la semi estrangulación, todo ello con el objetivo de obtener o mejorar el orgasmo.
 Este fetiche sexual se utilizó por primera vez a principios del siglo XV como un tratamiento para la disfunción eréctil; sin embargo, la asfixia erótica es una práctica sexual peligrosa que puede detonar la muerte.

Fases de la asfixia
La asfixia es peligrosa porque el cuerpo se queda sin oxígeno para cumplir con sus funciones. Al ser indispensable para la respiración celular, la tolerancia sin aire es mínima.
El tejido que menos tolera es el cerebro. Si en cuatro minutos no recibe oxígeno se generan daños irreversibles de más del 50% en el tejido cerebral. En tanto, el corazón y el pulmón sólo pueden tolerar entre cinco y seis minutos sin recibir oxigeno. Para explicarte más a fondo los daños que se registran en el cuerpo por la falta de oxígeno, aquí te explicamos las fases de la asfixia:
Fase Cerebral: La falta de oxígeno estimula el sistema nervioso central que se manifiesta en zumbido de oídos, visión de luces centellantes, hormigueos y sensación de angustia.
Fase Convulsiva: Esta etapa se deriva de la falta de oxígeno durante un tiempo prolongado. Aparecen convulsiones generalizadas en la cara, músculos respiratorios, extremidades; inclusive, puede haber secreción de fluidos corporales como orina, materia fecal y eventualmente eyaculación.
Fase Asfixia: En esta etapa ocurre la depresión de las funciones cerebrales, existe pérdida de la consciencia, coma profundo, cianosis intensa (color morado de boca y tejidos) relajamiento muscular, pérdida de reflejos, respiración lenta y superficial. Esta etapa es irreversible y genera la muerte.
Asfixia erótica y su presencia
A pesar de que la asfixia erótica es poco común, existen múltiples casos donde la hipoxifilia ha provocado la muerte, como el de Michael Hutchence, cantante de INXS, quien murió por esta parafilia en 1997.

Actualmente esta parafilia ha cobrado más fuerza entre los jóvenes, porque se toma como un juego para sentir de una forma más profunda el orgasmo. Además, se ha dado mucha difusión a la asfixia erótica en las redes sociales.
El psicólogo, José de Jesús Gutiérrez de la Universidad de Guadalajara, explica que para que un adolescente recurra a este tipo de juegos extremos, deben intervenir otros elementos como la presión de los compañeros, conflictos familiares y/o sociales e inclusive una tendencia que nace de una personalidad adictiva. Y tú, ¿conoces a alguien que practique la asfixia erótica?




1 comentario:

  1. Hermosas palabras, ojala todos los amos estuvieran tan conscientes como tu de sus sumis@s.

    ResponderEliminar